Se acaban las fiestas, pero el frío se queda. Sabemos que te gusta aprovechar estos días para abrigarte bien y salir a pasear cerca del mar, aprovechando ese gran tesoro que nos brinda la Costa Blanca. Un buen mediodía de sol, acompañado por una temperatura baja y el roce de la brisa de mar, puede ser realmente desestresante, relajante y recuperador. Para rematarlo, lo mejor es un buen arroz caldoso o meloso, con un buen vino, en buena compañía y un agradable hilo musical que se pierda entre risas, miradas cómplices o, simplemente, una interesante conversación.

En Balandros tenemos lo que buscas: los que son, probablemente, los mejores arroces caldosos y melosos de toda la costa valenciana. Somos especialistas en sabor y expertos en arroces, por lo que podemos brindarte las que son, sin duda alguna, las 3 claves para preparar un arroz caldoso.

  1. Arroz:

En la Marina Alta tenemos la suerte de contar con los mejores arroces redondos del mundo, los de La Marjal de Pego, arroces sin igual, que no pueden ser comparados con ningún otro de otra parte del globo. Variedades como el arroz Bomba o el arroz Bombón son perfectos para una buena paella, sin duda, y otra clase de arroces secos, pero también son tu mejor aliado, si lo que quieres es preparar un buen arroz caldoso o meloso.

  1. Sofrito

Ni caldos en polvo, estilo Avecrem o similar, ni picadas de hortalizas envasadas. La clave para un buen arroz, en general -y, por supuesto, para un arroz caldoso- es el sofrito. Si no quieres complicarte la vida, tira del clásico ajo, perejil, tomate fresco y azafrán. Te aseguramos que si cuentas, como hacemos en Balandros, con productos kilómetro cero, aprovechando la riqueza de nuestra tierra, el resultado del arroz será espectacular.

  1. Caldo

¿Arroz de mar o de montaña? Como rezaba Hamlet, “esa es la cuestión”. En Balandros somos fans de todos los tipos de arroz, pero la diferencia es sustancial, dependiendo de lo que te apetezca.

Un arroz marinero requiere la mejor morralla del mercado, que, para nada, debe estar compuesta de los pescados que nadie quiere, como mucha gente dice. Una buena morralla está compuesta por pescados de roca con poca carne que no sirven, por ejemplo, como plato principal, pero que tienen un sabor muy potente. Un consejo: añade cangrejos y machácalos en el fondo de la olla en la que vayas a hacer el caldo con un poco de aceite y pimentón.

Un arroz de montaña puede estar compuesto por diferente tipos de caldos. Principalmente, suele utilizarse un caldo de cocido, graso y sabroso; o un caldo sólo de pollo y verduras, suave a la par que delicioso y saludable.